exp

El Marketing de Experiencias, o Marketing Experiencial, o Marketing Emocional, o Marketing de Sensaciones (hay muchas maneras de llamarlo, pero la base es la misma), representa una evolución al marketing BTL en donde el cliente recibe más que una simple activación distinta al marketing tradicional, y vive una experiencia capaz de ligar emociones y sensaciones personales a una marca o producto.

Antes de lanzarnos a crearle experiencias a nuestros clientes debemos evaluar sus necesidades y hábitos de consumo, y tomarlas como base para definir qué tipo de experiencias o sensaciones pueden ser coherente y positivamente ligadas con nuestra marca.

Aquí te dejamos 10 puntos clave para el éxito de tu Campaña de Marketing Experiencial:

  1. Utiliza más canales: El cliente ya no se limita a comprar tu marca en el punto de venta, asi que, ¿porqué tendría que quedarse tu marketing en el mismo punto que hace años?
  2. Innova: Tu marketing va dirigido hacia tus clientes, ¿verdad? (suena tonto pero…). Entonces ¿porqué no le preguntas a ellos qué es lo que les gustaría recibir de parte de tu marca o producto?. ¡No le vas a fallar!
  3. Crea Comunidad: Hay muchas maneras de crear comunidades relacionadas con tu marca o producto, sobre todo desde la existencia de las redes sociales, asi que… ¡Hazlo!
  4. Muévete: Cambia la costumbre de comprar siempre en el mismo lugar. Sorprende a tus clientes montando una tienda temporal en donde menos se lo esperan, o vendiendo tu producto en línea desde un sitio donde antes no se hubieran imaginado que se vendería.
  5. Nuevos Usos: ¿Para qué más puede servir tu producto? Si bien esto es parte del marketing tradicional desde hace muchos años, es algo que hoy en día el cliente espera conocer y, ¿qué mejor que sea el experto el que le de estas nuevas opciones de uso?
  6. Educa al Cliente: De manera sutil, sin que parezca que estás demostrándoles que tu sabes más, enséñale al consumidor cómo, cuándo, dónde y para qué se puede utilizar tu producto. Si lo haces de la manera correcta te lo agradecerán.
  7. Crea Valor: El cliente ya sabe para qué sirve tu producto, por eso lo compra, pero… ¿sabe en realidad cuál es el valor agregado que éste le proporciona?
  8. Hazlos sentir Únicos: Al cliente no le importa cuántas personas utilicen el mismo producto que ellos, pero les encanta cuando sienten que alguna promoción, agradecimiento, programa de fidelidad, etc. para hecho “a la medida” o “justamente para mis necesidades”.
  9. Nuevas Necesidades: La competencia es dura, muy dura. Asi que en la medida de lo posible busca una nueva necesidad que pueda ser cubierta (solo) por tu producto o servicio y comunícasela al cliente.
  10.  Crea Usos por Costumbres: Seguramente se te ocurrirá una especie de “ritual” diario, semanal o mensual en el que tu producto sea indispensable. Una vez que lo tengas, hazle saber al cliente que existe, que lo necesita, y que le ayudará a mejorar su día a día.
LEE TAMBIÉN ↓  Tendencias en Marketing B2B 2022 (4to. trimestre)
×